21.7.10

FELLINI, ILUSIONES COMPARTIDAS

h

He visitado la exposición Federico Fellini. El circo de las ilusiones. No está mal pasar un tiempo viendo las construcciones creativas de un director de cine clásico. Es enriquecedor reconocer en fotografías, dibujos y trozos de películas sus obsesiones y sus procesos de trabajo.

Lo primero que me ha sugerido la exposición el paralelismo entre lo Felliniano y lo Almodovariano. Los dos coinciden en algunas cosas: la pasión por la fotonovela, el provocador diseño de los carteles, la relación amor/odio con la prensa del corazón, etc.

En segundo lugar he vuelto a reírme de mí mismo al comprobar que, mis fantasmas adolescentes (¡aquellas mujeres!) vuelven a inquietarme. Y yo que creía que las había dejado olvidadas en una pantalla de cine.

Tercero ha sentido como la música de Nino rota sonaba, como fondo, por toda la exposición, lo mismo que suena en mi presente y mi pasado. A lo largo de los años he bailado, trabajado y vuelto a bailar y trabajar rodedo con los temas de este músico.


Ya en casa, he buscado en YouTube y me he encontrado con muchas imágenes que formaban parte de la historia del cine; también son imágenes que pertenecen a mi memoria, son parte de mi personal reconstrucción del pasado.


No sé si recomendar esta exposición. A mí me ha gustado porque me permite volver la cabeza y reconocerme en otro tiempo. Pero entiendo que para algunos sean bocetos y fotogramas antiguos, vacíos de sentido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario